Telemedellín  /  Noticias  /  Colombia  /  ¡No hay tanto pa’ tanta gente!

¡No hay tanto pa’ tanta gente!

Según el Departamento Administrativo Nacional de Estadísticas (Dane) en Colombia nace una persona cada 43 segundos. Si esto parece poco, cerca de 1.960 compatriotas que ven la luz al día en nuestro país o los poco más de 46 millones de colombianos que seremos el próximo mes de octubre muestran la dimensión del rápido crecimiento poblacional.

Dicho panorama se recibe en el mundo con una serie de preocupaciones por parte de naciones y entidades, las cuales aprovecharon la conmemoración del Día Mundial de la Población, para analizar las oportunidades y los retos que se deben cumplir en varios sentidos.

De esta forma, algunos de los desafíos que trae consigo el crecimiento demográfico del planeta, tienen que ver con el cumplimiento de los estándares básicos de calidad de vida, entre los que se encuentran: vivienda, educación, salud, medio ambiente y alimentación. Pues hay que recordar que alrededor del mundo unos 2.000 millones de personas sobreviven con menos de 1 dólar diario, mientras que en Colombia se calcula que cerca de 21 millones viven en la pobreza.

Por su parte, Jorge Bustamante, director del Dane, aseguró que con el incremento de población, el consumo de bienes y servicios ha venido creciendo “aún más y en forma exponencial, atentando contra los recursos naturales y devastando la tierra, abocando al planeta a una sistemática destrucción”.

Así, la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO), informó que en los últimos 100 años el planeta ha perdido casi la mitad de la superficie forestal, por el uso que el hombre le ha dado con fines agropecuarios y minero-energéticos. Lo que a su vez ha generado una importante reducción del agua potable en el planeta, extinción de flora, fauna y la pérdida de suelos cultivables.

La alimentación

Uno de los aspectos que más preocupa del aumento en la población mundial es el tema de la alimentación, frente a lo cual, el nuevo representante para Colombia de la FAO, Malachy Dottim, dijo en su reciente visita a Medellín que desde hace 30 años se está hablando del aumento de la población y cada vez más se  puede ver que está incrementando.

“Muchas veces el hambre tiene que ver con la distribución del bienestar como tal, pero hoy en día, la FAO ha empezado a trabajar, no solamente en eliminar el hambre, sino en que sea sostenible para el medio ambiente”, expresó Dottim, quien agregó que se debe seguir trabajando en esto, pues “la alimentación  no es solamente un problema técnico sino algo político”.

Esto lo reflejan cifras como que unos 1.000 millones de personas pasan hambre diariamente en el mundo. Sin embargo, como lo menciona Jaime Pérez, oficial de Proyectos de la FAO en Colombia, “el hambre no es una cuestión que tenga que ver solamente con que haya alimento, pues evidentemente alimentos hay”, sino que el inconveniente es el acceso real de la gente a los mismos.

Entre tanto, algunas de las soluciones que son planteadas se refieren a esfuerzos grandes en la producción alimentaria de buena calidad y en buena cantidad, así como que las políticas agrarias y en general del Estado, contribuyan “a que la gente tenga posibilidad de comprar alimentos y tener una educación nutricional”.

Faltará vivienda, salud y empleo

Ricardo Bonilla, coordinador del Observatorio de Coyuntura Socioeconómica de la Universidad Nacional, explicó frente a los retos con la nueva población, que en Colombia todavía hay una tasa de natalidad superior a la de mortalidad y además, un crecimiento bastante importante de la esperanza de vida.

Esto significa que anualmente hay unos 700 mil nuevos colombianos, y por eso “el mayor reto para los próximos años es alcanzar la educación universal de las nuevas generaciones, y generar en promedio 450 mil puestos de trabajo por año”, dijo Bonilla.

A su vez, en salud tendrán que atenderse los dos extremos de la población: los nuevos niños, (reducir mortalidad infantil) y la población que envejece.

Finalmente, Federico Estrada, gerente de la Lonja de Propiedad Raíz de Medellín, dijo que la principal meta es el acceso a la vivienda y el ordenamiento, pues el crecimiento poblacional “se vuelve más complejo, y de ahí que el Gobierno esté tomando decisiones para impulsar la construcción de vivienda”.

Estrada cree que Colombia cada vez será más urbano, lo que implica que las áreas urbanas crezcan, y las rurales lo sean menos. De todas formas, las ciudades “deben crecer más organizadas, concentradas y compactas, pues no nos ganamos nada con crecer y ocupar demasiado territorio”.

[Alianza con El Mundo]